La dieta para estudiar que te ayudará a concentrarte
4.8 (96.09%) 87 voto[s]

Es bien conocido por todos que la alimentación es muy importante para el buen funcionamiento de nuestro organismo. El cerebro es una parte más de nuestro cuerpo que debemos proteger. Por eso, tenemos que cuidar nuestra dieta para estudiar de forma más eficiente. Lo que comemos es muy importante para que nuestro cerebro funcione correctamente. Esta es la mejor dieta para estudiar oposiciones.

La alimentación es muy importante. Por ello, hemos investigado en distintos sitios web para poder traeros un resumen de los alimentos que más energías producen. 

Los frutos secos son una fuente alimentaria rica en vitaminas B, fósforo, magnesio, hierro y cobre entre otros. Este tipo de alimentos, son ricos en grasas, proteínas y oligoelementos, lo que produce altos niveles energéticos. Esto es perfecto si vas a hacer un sobre esfuerzo, por ejemplo, estudiar. 

La yema de huevo es rica en grasas, vitaminas y sales minerales. Estos componentes favorecen a una activación de nuestros neurotransmisores.

Frutas como el plátano y arándano rojo están llenas de glucosa, dextrosa y sacarosa. Estos componentes se transforman rápidamente en energía.

La carne de pollo también es una fuente de grasas, proteínas y minerales que ayudan a la producción de serotonina en el cerebro.

Para concluir, no podemos olvidar que el mejor aliado a la hora de cuidar nuestro cuerpo es el agua. Hidratarnos no solo cuando tengamos sed, sino de manera regular. El agua es la principal fuente de energía que podemos aportarle a nuestro organismo.

Para resumir, cuando estamos estudiando nuestro cuerpo consume muchas energías. La manera más rápida de conseguir este “chute” de energía es a través de las grasas y las proteínas. Todos los alimentos que contengan estos dos componentes son idóneos en una dieta para estudiar.

 

Dieta para estudiar

 

Para desayunar comenzaremos con una tostada de aguacate, acompañada de leche de almendras.

A media mañana, un plátano con puñado de frutos secos.

En la comida, filetes de pechuga de pollo acompañados de espinacas.

La merienda será un yogur vegetal con unos arándanos.

Para acabar el día, en la cena, una tortilla francesa acompañada de una ensalada de berros.

Para saber más sobre una buena alimentación informarte aquí. Más noticias interesantes en nuestro blog.